Los procedimientos de revisión y reclamación de las calificaciones pueden realizarse al finalizar la evaluación de las distintas enseñanzas. Son éstas, el cauce a través del cual el alumnado, en caso de ser mayor de edad, o sus padres, madres o representantes legales pueden expresar su disconformidad con dichas calificaciones.

Como actos administrativos, los citados procedimientos de revisión y reclamación están regulados por la normativa de las diferentes enseñanzas, entre otras, la Sección Octava, artículos 36 y 37 de la Orden de 14 de julio de 2016, por la que se desarrolla el currículo correspondiente al Bachillerato en la Comunidad Autónoma de Andalucía, se regulan determinados aspectos de la atención a la diversidad y se establece la ordenación de la evaluación del proceso de aprendizaje del alumnado; el artículo 20 de la Orden de 29 de septiembre de 2010, por la que se regula la evaluación, certificación, acreditación y titulación académica del alumnado que cursa enseñanzas de formación profesional inicial que forma parte del sistema educativo en la Comunidad Autónoma de Andalucía; el artículo 25 de la Orden de 8 de noviembre de 2016, por la que se regulan las enseñanzas de Formación Profesional Básica en Andalucía, los criterios y el procedimiento de admisión a las mismas y se desarrollan los currículos de veintiséis títulos profesionales básicos y la normativa específica que regula la evaluación en cada una de las enseñanzas de régimen especial; así como el artículo 8 de la Orden de noviembre de 2015, por la que se establece la ordenación de la evaluación del proceso de aprendizaje del alumnado de Educación Primaria en la Comunidad Autónoma de Andalucía.